domingo, julio 03, 2005

Aquí inician los Fragmentos del Caracol

CAPITULO PRIMERO
FRAGMENTOS DEL CARACOL
En remolino el agua visitó tu entraña.
satinó los surcos de tu piel; y los tiempos…
los tiempos imprimieron tu historia, caracol.


Desde las brumas, la dama reprende a la niña porque intenta alisarse los rizos que le hizo. La dama insiste en que los tubos para el cabello no deben peinarse una vez que se sueltan y la manda a la calle con ese absurdo.

La niña no puede verse en el espejo sin que la dama le diga y le repita: —No entiendes que no debes verte tanto, sin darte cuenta vas a volverte loca—.

¿Tú crees que las reprimendas de la dama surtieron tanto efecto? ¿Dejé de verme en el espejo y es por eso que ahora no me reconozco, o sucedió al revés? Me miré tanto, que soy esa mujer enloquecida, que suplió un deseo oculto de ser actriz, mirando la vida a través del espejo, que actuó para sí misma tantos papeles, que en alguno se quedó quien era ella y ahora no entiende quién es, ni lo admite.

Cuando he tenido miedo a la mirada fija de un retrato, o tengo ganas de reír ante una mala noticia; mi primer impulso permitido es acercarme al espejo para atisbar a la otra que se asoma y ver si en sus ojos percibo lucidez o extravío.

¿Desdoblarse es locura? Pues es cierto, el espejo provoca. Los ojos al traspasar carne, desnudan alma.
*
Para ustedes, un fragmento, pequeñísimo del caracol, en este día especial. Hoy es mi cumpleaños 57. Otro cualquiera le tocará su turno al poema. Hoy, parada ante el espejo, los ojos traspasan carne. Yo les avisaré cuando se trate de otro "fragmento".

9 comentarios:

Raquel Olvera dijo...

Mi Lety! Feliz cumpleaños, no recordaba que era hoy.

Un beso muy muy séntido acá de Don Roberto y su de valedora.

Besitos a nuestra amada Lety.

Lety dijo...

Estuve en tu página, pero ya me conoces, leí y leí pero no me atreví a comentar. Otro día será. Lo que si puedo decirte es que aunque no escriba aprendo y también que me gustan mucho las fotografías.

Lo-que-serA dijo...

¡Feliz cumpleaños Lety, querida! Espejo caracol.

Lety dijo...

Gracias Doña Maria Luisa, no la he visitado en su página en estos dos días pero ya lo haré. Besos

Lo-que-serA dijo...

¡Lety! Hoy que hice un repaso por mi blog me encontré con que no andabas tan calladita ¡muchas gracias por todas tus flores! y el batón... no tienes más que contestar las mismas preguntas en tu Blog. Setút.
Te mando un beso graaaande. Grande.

Silencio V_2.0 Release 3 dijo...

Hola, bueno pues atrasado pero felicidades, alguna vez me mire tanto en el espejo que vi a alguien más entonces capto muy bien, la idea, aun no se si se salió pero desde entonces a veces no me reconozco.

Era alguien más que se disfraza de locura para no volver loca a la niña, para que ella no se de cuenta que hay alguien más adentro y si ella no la combate como locura, se adueñará de ella.

Saludos...

Más bien soy muy fan de Tristan, y así es como llegue aquí.

Lety dijo...

Silencio:

Ya te he leido varias veces en la página de Tristán. Ahora voy a visitarte. ¿Verdad que es terrible estos de los tues inmersos en los yoes? Pero también es enriquecedor. Da tema para rato. En verdad te agradezco mucho que me leas.

Lo que sera:

Pues debo confesar que he estado muy flojita, haciendo uso de lo escrito para mantener activo este blog, pero prometí corregirme y lo haré.

indianguman dijo...

Felicidades! (aunque atrasado llegue el saludo)

Creo que descubres tan profundo los secretos de un alma de mujer... No sé, esto del espejo es magistral, no sé cómo logras expresarlo así...
a todas las poetas tiene que haberle pasado

Lety dijo...

Tú eres una poeta. Si no lo sabes es sólo porque la experiencia debe ser distinta para cada una. Para mí en verdad se perdieron mis tiempos ¡Ya lo sabrás! Te quiero Indianguman, generosa mujer.

Gracias por leerme, tú das razón de ser a este blog