jueves, septiembre 15, 2005

Como te decía me casé antes de darme cuenta...


Como te decía, me casé antes de saber que mi destino podía decidirlo yo. Es más, en aquel entonces, ni siquiera pensaba en el futuro. Si hasta el hoy y el ayer se me revolvían.
Cuando digo esto, tengo que recordar a mi papá y la forma en que me reprimía. No me dejaba escoger ni los zapatos que me iba a poner. Mucho menos me pidió mi opinión para sacarme de la escuela. Decidió que no estudiaría más y punto. Menos mal que mi sumisión acabó cuando me enamoré, si no, hubiera terminado casada con alguien de su elección. Aunque lo más probable es que hubiera hecho de mí una solterona para tenerme siempre bajo control.
Ya enamorada; muy liberada y valiente me sentí para contradecir sus deseos y defendí mi amor, en contra de todos sus argumentos. Cuando por fin accedió, aunque de mala gana, a bendecir mi matrimonio, las cosas se dieron de tal manera, que cuando mi suegra que era viuda, fue con su hijo mayor y el que hoy es mi esposo, a cumplir con la debida petición de mano, no los recibió.
Fue entonces que tomé mi primera decisión importante. Les anuncié que ellos habían cumplido con su obligación y que no era necesario volver a pedirme. Fue grande mi atrevimiento, y aunque pude imaginar una mayor oposición; por razones que todavía sigo sin entender, mi padre no insistió en que esa formalidad se cumpliera. Así que vine a encontrarme casada casi sin darme cuenta. Fue al regreso del viaje de bodas, cuando empecé, realmente, a pensar por mí misma.
Casi me privo, al darme cuenta de que a partir de ese momento, si quería comer, tenía que procurarme el alimento apoyando a mi marido. Y no es que no hubiera trabajado antes. lo que pasa es que nunca tuve responsabilidades monetarias. Ni siquiera se me permitía gastar mi sueldo. Según mi padre, no quería que creyera que porque ganaba, me mandaba sola.
¿Sería su actitud la que me llevó a casarme contra viento y marea? Conocía bien las cualidades y limitaciones de mi compañero, nunca me engañó ni me engañé. Así que, en un acuerdo sin palabras —desde entonces— adquirí junto con el matrimonio, el compromiso de afrontar decisiones en el hogar. Tuve conciencia de eso cuando los ajetreos de la boda quedaron atrás y la realidad me alcanzó. Un poco tarde ¿no crees?
Tenía veintitrés años.
*
He preferido hacer post cortos. Sólo tú con tus comentarios me dejaras saber si esta decisión es correcta, o estoy limitando el interés en las palabras de Graciela. Y también, si me lo permites, quiero compartirte algo más:
Abrí un nuevo Blog que se llama "Quiero decir y que la voz responda", para colocar ahí mis poemas breves, corresponden a un libro sin publicar que tentativamente pienso llamar Gotas deLluvia. Las puertas de tu nueva casa están abiertas, ojalá pases pronto a tomar posesión de ella.

32 comentarios:

fgiucich dijo...

Sentí algo muy fuerte al leer ésta página. No lo puedo describir, es una mezcla de agobio por la opresión paterna y , a la vez, una sensación de alegría por encontrar su primer atisbo de libertad. Seguiré pendiente, sentado en la fila cero de este teatro imaginario que nos lleva la vida. Ya visité su nueva casa y le dejé un mensaje. Abrazos.

indianguman dijo...

Yo también visité las gotitas de lluvia. Es muy buena idea dejar allí esos tesotitos. Este es el plato principal y esas son las gotitas de postre.. jijiji.

Valiente mujer, para sobrevivir a semejante intento por anular tu individualidad. se entiende que la estrictez de los padres de antes no era una actitud premeditadamente malvada, pero apenas puedo respirar si me imagino la opresión de vivir así.

Por suerte te casaste joven! y lo más importante: enamorada.

Creo que tus posts tienen buen largo. Podrían ser quizás un poquitín más larguitos todavía?

Besitos!

el tío nasty dijo...

cuando se es joven todo es más fácil, uno es más valiente, menos resignado, más empecinado, pero eso sólo lo sabemos hasta que nos vemos en retrospectiva.

¿por qué no poder verlo en el momento?

hermosa novia, por cierto, aún conservas el vestido sin polillas??? me encantan las fotos en blanco y negro.

muchos saludos

Mary Carmen San Vicente dijo...

Había venido antes como reciprocidad a tu visita, pero cuando una se topa con espacios como el tuyo, no se puede pasar tan a la ligera. Por eso quise tomarme un tiempo justo, sin prisa para poder leerte como se mercen los lugares así y hoy dije: Que nadie me hable, que mis hijos no coman ni respiren porque estoy ocupada jeje

Entiendo muy bien lo que significa tu historia, pero ya ves, tomaste una atinada decisión.

Por aquí vendré seguido

Un abrazo con cariño

kiantei Castor dijo...

Gracias por compartirnos un momento en la vida tan íntimo y tan lleno de tí.
Sin duda estos momentos, malos y buenos, han servido para atesorarse en tu corazón y forjarte como la mujer que eres ahora.
Me gustan los post cortos, me gustan por el esfuerzo que hace el corazón del autor por sintetizar todo un mundo en un fragmento.
Un abrazo.

Lety dijo...

Hola fgiucich: Si fue un atisbo de libertad dela opresión paterna, pero lo que se aprende no se olvida y uno mismo puede ser su mayor opresor. Siga usted sentado por favor, que tiene lugar de privilegio. Con abrazos

Tal como lo dices Indianguman, además su actitud proviene de dolorosas experiencias de su propia infancia.
Trataré de alargarlos un poquito aunque ya les había buscado un final más o menos interesante a varios. Pero pedí tu opinión para atenderla, lo haré en breve. Muchos besos

Tio, cuando se es joven se es valiente para imaginar aventuras, pero se es tan fragil. Graciela, lastimosamente, no aprendió pronto a pensar por si misma. ¿Era bonita? Creo que si. El vestido sirvió para otra novia casi enseguida, porque lo regaló. Debo decirle que no gastó gran cosa en eso, nadie creería que se lo hizo su costurera de todos los días. Lo abrazo

Maricarmen: Estoy sorprendida y halagada por tu presencia y por tus palabras. Me doy cuenta que no he puesto tu link, pero tus post son verdaderamente entretenidos, eres una persona muy simpática. Si de verdad te das tiempo para venir me sentiré muy contenta. Voy a poner tu link. Abrazos cariñosos

Querida Kiantei: Si Graciela, y yo como todos somos fruto de nuestras experiencias y también del esfuerzo por superarlas. Gracias kiantei por tu presencia y también por tu valiosa opinión. Con esta interacción estoy segura que mis textos se verán favorecidos. Muchos abrazos para tí.

Tontograve dijo...

increible.
me erizaste solo con la primera frase.
"antes de que supiera que mi destino podia decidirlo yo"
yo decidi, entrar y comentar...
decidi leerte.
dame un minuto, vuelvo enseguida, debo decidir un par de cosas mas.

Lety dijo...

Casi tengo timidez de escribir el nombre que elegiste. Debo agradecerte tus palabras y decirte con toda la sinceridad de que soy capaz, que en verdad me sentiré feliz si decides leer lo que antes he escrito, y también si decides leerme a partir de ahora. Te abrazo cordialmente

indianguman dijo...

hola preciosa!
vine personalmente a tu casa para agradecerte te hayas dado el tiempo de conocerme un poco más. de verdad tenemos mucho en común. Ah, pero lo del matrimonio no. Tú te casaste a los 23 (de verdad, qué bella estás en esa foto) y yo no me he casado, aunque me hubiera gustado... Mi hija Suvi Camila tiene cuatro anos.

Un gran abrazo! Te quiero, hermosa, es imposible no quererte.

Gabriela Zayas dijo...

Me gusta Graciela. Y me alegro que se haya casado joven para poder vivir y ser. Eso de que la opresión paterna no es premeditadamente mala...no estoy muy de acuerdo: es machismo y eso indigna. Afortunadamente, Graciela encontró un compañero.
Besos, Lety.

Laura dijo...

Lety:
Gabriela tiene sensaciones tan profundas que conmueven mi alma. Es una suerte de ave que liberada de su jaula por amor comienza a volar y nos presta sus alas para hacerlo con ella.
Besos
LAURA

PD: Hermoso tu nuevo blog

Luz dijo...

Luces preciosa en esa foto. Y con el relato comprendo como te casaste sin darte cuenta y es que el amor no pide permiso. Ojala y yo me enamorará de esa forma. La vida como la muestras, parece un sueño. Saludos.

Gala dijo...

Querida Lety,
Hoy es viernes, y disfruto de pasearme por tu casa y por la de tantos otros queridos tambien, una suerte de ritual moderno, musica, martinis y visitas, y despasito voy entrando en el fin de semana. Gracias por todas las tuyas, eres encantadora.
Y me has dejado un poco... no se ni como expresarlo, pues me case por primera vez antes de darme cuenta, a los 19... y por fortuna hoy puedo considerarme una sobreviviente.

Gala dijo...

Y una fiel creyente en el Amor, despues del amor...

Un fuerte abrazo.

Lety dijo...

Gracias Indianguman: ¿Me descubres en Graciela? ¿No hay diferencia entre la voz primera que reconozco como mía y esta? Graciela tiene todavía mucho que decir, pero veremos con las otras mujeres. Suvi Camila es preciosa, toda luz y alegría. Besos

Querida Gabriela: Creo que Graciela no perderá tu simpatía, pero vivir, vivir, no se, ya la escucharás a ella. A veces, Gabriela, la madre también daña. Otras se daña uno mismo, ya leerás a mis mujeres. Ojalá. Besos

Laura: Es verdad, Graciela volará por sus abismos interiores. Gracias por estrenar tu otra casa.

Hola Luz: En mis tiempos, a mis cincuenta y siete ya puedo apropiarme de esa expresión, a los veintitres empezaba uno a sentirse "quedada" imagínate que absurdo. La vida de Graciela a veces sueño, a veces pesadilla. Te abrazo

Querida Gala:

Comparto tu gusto totalmente. Se ha convertido en parte de mi vida, ese recorrer pausado las habitaciones de sus casas, para ir conociéndolos más. Con algunos me identifico de inmediato, comprendo su lenguaje, otros, tardan más en abrirme la puerta, pero insisto y se da el "sésamo ábrete". Seguiremos haciéndolo ¿verdad?

Dilaca dijo...

Una historia deliciosa!
Noo hay lugar para las polillas en este fresco que has posteado!

Amanda Gris dijo...

Hacía tiempo que no pasaba por acá...su relato es inspirador, yo me mando sola desde los 10 años y creo que es por eso que los hombres no han podido retenerme...bueno sin tanto drama, mi corazón es siempre el que manda, un saludo Lety desde mi humilde lugar en Campeche...

beso

Lety dijo...

Hola Dilaca, ya fui a conocerte y a saber desde donde llegas. Te saludo y salgo otra vez para leerte. Gracias, muchas gracias por venir, serás siempre bienvenida.

Amanda: Te recuerdo todavía y es cierto que no habías vuelto. Creo que Graciela lo que hace es evidenciar las limitaciones de género que en su época se imponían. También los límites que uno mismo autoimpone. Ojalá regreses pronto.

MacVamp dijo...

Lo importante es que encontraste a un verdadero "compañero" en toda la extensión de la palabra.

Lo que haya ocurrido antes, sí, pesa, ni duda cabe, pero no es ni fue un lastre eterno (o al menos, eso espero). Si se trató de machismo, de costumbres o de ideas arraigadas, eso ya queda en la conciencia de cada quien. Bastante tenemos con lo nuestro, como para ponernos a desmenuzar la forma de ser, el por qué y el cómo, inclusive de nuestros padres.

Creo que la verdadera libertad se alcanza cuando somos conscientes de que la deseamos y de que luchamos por alcanzarla.

Lety, te envío un abrazo muy fuerte :)

Silencio V_2.0 Release 3 dijo...

Lety, a veces me toma más comentar que hasta me pierdo los mensajes.

Me voy a la iglesia, le dijo mi madre a mi abuelo y se fué caminando hasta la iglesia, mi padre también lo hizo, así que tal vez se juntaron en el camino, no imagino a cada uno caminando por un lado de la banqueta.

La fiesta tuvo sandwiches y refrescos en vasos, organizados por las primas y hermanas de mi madre, ninguno de mis tíos paternos fué, creo que una tía, pero las caras solo sirven para resaltar la forma en que se veían mis padres, demonios!, hicieron lo que debían y bueno, soy maniaco depresivo, multiplicado, complicado, endemoniado pero por nada cambiaría a esos padres que me han hecho llegar hasta acá.

Tal vez así fué tu boda, pero estoy seguro que si vez la foto, la sonrisa en la fiesta no te la quita nadie...

Un abrazo...

tyare dijo...

Lety: Gracias por tús palabras en mi post!! Muy interesante el relato, acá tambien hay padres así,pero igual hay mujeres que se revelan a ese papel de chicas dependientes, tomando el control de sus vidas, no es tarde a los 23, no es tarde a ninguna edad, yo creo.BESOS

Orfa dijo...

¡Hola Lety! No había podido venir por aquí, yo también estoy metida en mi nueva novela (puedes leer un fragmento en mi blog) y te quiero decir que no abrevies tus capítulos, deja que fluya sin importar la extensión, como decía Gerard Gennette: la novela es como un viaje en carroza medieval, uno sabe que sale de viaje, pero uno no sabe si llegará, ni si se encontrará con ladrones, princesas o dragones en el camino.
¡Abrazos!
Orfa

Raquel Olvera dijo...

Aquí Agustín se parece muchísimo a Rodrigo!

greenlightning dijo...

bueno que lata pero asi eran las cosas antiguamente la mujer no tenia derecho a decidir bueno ahora despues de la lucha de muchas personas eso cambio ^^
en muchos lugares

bueno saluos

Lety dijo...

Mi querido amigo Silencio:
Si te contara, la fiesta fue mucho, pero mucho más grande de lo que Graciela hubiera deseado, para satisfacer los deseos de su madre. Ella le rogó que no gastara en eso y el dinero se lo diera para iniciar su vida de casada. No fue escuchada y si estuvo feliz, pero su felicidad provenía del amor, así que cuando su madre le preguntó que le parecieron los arreglos y demás, mintió cuando dijo que eran hermosos, porque ni siquiera los había percibido.

Hola Tyare, hoy subí otro post de nuestra Graciela, y ahora sus padres ya no intervienen, pero empieza ella sola a complicarse la vida.

Hola Orfa, ojalá que le tengas paciencia a Graciela, a pesar de las imposiciones, tiene su historia, la ha escrito con libertad. Es más ya está terminada, la de ella y la de todas sus amigas, el problema es cómo hacer los cortes, para subirlas al blog. Iré a leerte, pero te dejo besos aquí.

Querida Raquel: ¿Tú crées? yo siempre he negado ese parecido, sólo se lo concedo a Ricardo. ¿Disfrutaste la fiesta? Me hubiera gustado estar ahi.

Green lightnging:
Bienvenido, también aquí las cosas han cambiado afortunadamente, estamos hablando de días idos. Iré a conocerte y devolver la visita. Gracias por venir, ojalá que no sea la única vez. Saludos cordiales

Lo-que-serA dijo...

Mi Lety: recién me reintegro a esta parte de mi vida, que la otra ha estado movidísima, entre Ecos, Estares y Silencios. Ya te enterarás. Te dejo un beso grande y sigo espectantes tus Caracoles.

Lo-que-serA dijo...

Mi Lety: recién me reintegro a esta parte de mi vida, que la otra ha estado movidísima, entre Ecos, Estares y Silencios. Ya te enterarás. Te dejo un beso grande y sigo espectantes tus Caracoles.

Lety dijo...

Mi queridísima Maria Luisa:
No tardes en contarme tus novedades, que siempre serán interesantes.
Te quiero mucho consentida de Cardo, consentida de todos, hasta de mí.

Marcylor dijo...

LETY!!
Mira, estos post con Graciela (leí los dos) me gustan mucho. Me llevan a una reflexión super potente, a un aprendizaje muy especial. No sé si están largos o cortos, sólo sé que los puedo leer, y que me dejan pensando muchas cosas. Es una forma de contar una historia que ya está contada.
Me gustó mucho y espero seguir leyéndola.
Un abrazo,
M.

Lety dijo...

Querida Marcylor: Si en algún momento, provoco tu reflexión, no tengo nada más que pedir para mis textos. Si terminda la lectura aún te quedas pensando, eso va más allá de lo soñado. Gracias por tus palabras que estimulan mi deseo de escribir y compartir contigo lo escrito. Estaré feliz de que sigas leyendo. Con mi abrazo

sky_loy dijo...

Hola Lety...
... Sabes hace tiempo k te debo estas palabras... aunk pienso escribirte personalmente una carta como se debe... pero kiero decirte k admiro mucho la manera en k decidiste o te atreviste a enfrentar a tu padre, sabes, yo también amo mucho al mio, pero también el me reprimia mucho... que si yo keria realmente estudiar otra cosa, o k tenia k hacer lo ellos decia y no lo k deseaba, pero a pesar de las diferencias tan grandes k tenemos lo kiero mucho y le reconozco ampliamente k es un gran ser humano, k hace lo mejor para nosotros y k finalmente asi se educo, solo k no justifico ese hecho, al k trate de cambiarnos... Hablo en plural por k se k a mis hermanos tambien les duele y quizá en mayor parte su caracter... pero sabes algo... Creo k a pesar de k a veces a nuestros sueños se ven frustrados, o se le marchitan sus alas, no debemos renunciar a ellos, asi nos llevemos toda la vida en realizarlos... por k en tu caso kerias pintar, no lo hiciste antes, pero lo haces ahora... y mira k he visto pocas pinturas tuyas pero todas reflejan el amor tan grande k tienes de vivir y de hacer lo k te gusta por k asi te nace... eso demuestra la capacidad tan grande de tu ser, y el enorme deseo de comenzar cada día y de hacerlo especial, además tienes un gran talento para todo lo k decides emprender, por k la pintura es algo k siempre he deseado hacer, pero a mi a diferencia tuya no se me da... aunk tmb se k eso no es pretexto ni escusa para k no lo haga... Sabes... realmente admiro mucho de ti, por k mi infancia la disfrute mucho contigo,creci cerca de ti, y a pesar k en la adolescencia ya no hubo mucha cercanía tu sola presencia enrikecio mucho mi vida, y es algo de lo mucho k te agradesco....

Lety dijo...

Querida Sky_loy:

Ya me hacía falta tener entre mis lectores alguien que me conozca tan bien como me conoces tú. Ya te dije en alguna ocasión, que al realizar la revisión de EntreCaracoles, a una de mis amigas poetas, le llamó la atención la carta que con referencia a ese texto me hiciste. Dices bien, me debes otra carta por los cambios que he realizado. Tu opinión es importante para mi. Ahora bien, pensar que he podido influir aunque sea de una manera insignificante en tu vida me hace feliz, tú sabes cuánto hubiera deseado una hija, y has sido algo próximo a la que no tuve. Dile a tu mamá que también ella visite la página y por favor vuelve siempre que quieras, que nunca serán excesivas las veces para mí. Te abrazo

Gracias por leerme, tú das razón de ser a este blog